Bandas amnióticas

Tipo: Causas múltiples

Generalidades

El Síndrome de bandas amnióticas es un trastorno congénito poco frecuente, con incidencia de 1 entre 1,200 a 15,000 recién nacidos vivos. Se forman anillos fibrosos que pueden atrapar o comprimir diversas partes del feto como dedos, extremidades, la cabeza o el rostro, restringiendo el flujo sanguíneo y provocando malformaciones. Las malformaciones pueden ser hendiduras (rostro), pseudosindactilia, amputaciones (dedos, extremidades) o alteraciones en la pared abdomino-toráxica. En algunos casos puede provocar el aborto expontáneo. Los trastornos dependen del momento de la gestación en que aparecen los anillos fibrosos.

Las complicaciones y tratamientos aplicables a partir del nacimiento son muy diversos según las partes del cuerpo involucradas y el grado de afectación. Según lo avanzado del embarazo y las malformaciones presentes, se puede considerar la alternativa del aborto.

Causas:

La alopatía no ha determinado la etiología del síndrome: una hipótesis, (exógena) lo explica a partir de la malformación de una parte de la placenta llamada amnios, lo que da lugar a la aparición de anillos fibrosos; mientras que otra hipótesis, (endógena) lo explica como un defecto germinal, que se manifiesta poco después del momento de la concepción. El biomagnetismo* ha detectado la presencia de diversos patógenos asociados con este trastorno.

La Secuencia de bandas amnióticas, como también se le conoce al síndrome, puede detectarse mediante bioenergética y corroborarse mediante ultrasonido u otros estudios. El tratamiento con biomagnetismo* puede llegar a eliminar los anillos fibrosos permitiendo el desarrollo normal del feto, cuando se detecta y trata en etapas tempranas.

En base a los pocos casos tratados con biomagnetismo podemos proponer una tercera hipótesis para explicar el SBA en el cual la presencia de diversos patógenos, pricipalmente parásitos como el Trypanosoma Gambiae o el Toxoplasma Gondhi, son los responsables de la aparición de las bandas amnióticas, y a su vez estos patógenos causan otras malformaciones en el feto que no tienen relación directa con las bandas amnióticas. Realmente poco sabemos de los mecanismos que intervengan en estos trastornos, que pueden ser causados por toxinas producidas por los patógenos, por alteraciones energéticas; o bien, por otros mecanismos.

 


* El tratamiento mediante biomagnetismo se basa en la ponencia presentada por el terapauta Angel Sánchez Cortés "Atención a pacientes prenatales" presentada en el Congreso de Biomagnetismo, octubre 2019.

 



Inicio | MENU | TOP